12 de julio de 2011

De dónde vienen las ideas.


Es una pregunta que muchas veces nos hemos hecho.
Siempre caemos en la cuenta de que cuando algo nos asombra es porque nuestra curiosidad ha puesto el foco en aquello novedoso, eso que ninguno de nosotros había percibido antes en nuestra existencia.
Distinto es cuando pensamos acerca de algo que da vueltas en nuestras cabezas. Una idea. Una pequeña luz de creatividad que no puede concretarse por una diversidad de motivos que escapan a nuestra comprensión. Pero está ahí. Agazapada, esperando.
Esperando, tal vez, conectarse con la idea de otra persona que la complete y pueda salir a la luz de una forma más compleja y simple a la vez. Es un proceso natural que ha ocurrido incontables veces en la historia fascinante de la humanidad.
No sólo somos la casualidad fáctica del Universo conspirando para que nuestra existencia sea considerada obra de una divinidad. Somos una realidad evolutiva consciente que ha necesitado siempre de la CONECTIVIDAD para su concreción.
Dicha conectividad se halla presente en las serendipias cotidianas que nos suceden con personas conocidas, desconocidas o por conocer. Todas esas acciones que realizamos sin darnos cuenta y que facilitan la realización personal y hasta la increíble creación de inventos revolucionarios son posibles cuando estamos CONECTADOS.
Internet es nuestro primer paso universal en pos de conectar las mentes de los hombres para favorecer esos procesos creativos que provoquen un salto cualitativo superior. Es fundamental concentrarse en los aspectos positivos que la red de redes nos ofrece y comenzar a estimularlos para que sean propagados al infinito.
El aprendizaje se hace más veloz, las relaciones humanas se tornan más estrechas aunque sea a miles de kilómetros de distancia, las carreteras de la información virtual y digital son pistas candentes de realidades en simultáneo que permiten esa dichosa CONECTIVIDAD.
Internet es globalización. Propiciar el conocimiento de las realidades de otros seres humanos para su mejora en las condiciones de existencia es una obligación que nos exige nuestro imperativo categórico del deber ser racional. Nos impulsa a ser una humanidad más "humana", impulsando el respeto de los derechos humanos y franqueando barreras que imponen los enemigos del hombre. Aquellos tiranos que, desde las sombras que la ignorancia les garantiza, se mueven como gacelas arrasando todas las libertades a su paso.

Hoy quiero dejarles este resumen gráfico que Steven Johnson ha convertido en libro y que está a la venta desde el pasado 5 de Octubre. Espero lo disfruten y que propicien esos dichosos encuentros donde se conecten con sus ideas y las de otros para continuar en este largo camino a la Ilustración de la humanidad.


La única posibilidad para el cambio es creando conciencia.


Post original del 16/10/10

No hay comentarios.:

Posts relacionados

Related Posts with Thumbnails